Textear tanto puede poner tus pulgares en peligro

Es posible que usar tu teléfono inteligente no parezca una actividad física, pero cuando se trata de los tendones y músculos de las manos y el pulgar, puede ser más ejercicio de lo que realmente crees.

Nuestros pulgares son los más utilizados al momento de tener un smartphone en nuestras manos, ya sea para enviar mensajes de texto o correos electrónicos. Pellizcamos los dedos para acercarnos a las fotos, pero, sobre todo, podemos pasar horas deslizando nuestros pulgares a lo largo de las pantallas de nuestros teléfonos inteligentes. Como resultado, puedes desarrollar dolor en los pulgares.

 

¿Qué es lo que lo causa?

De acuerdo con el Dr. Korsh Jafarnia, cirujano ortopédico del Hospital Houston Methodist, “los movimientos repetitivos de los pulgares causan inflamación en los tendones, los cuales se frotan contra el estrecho túnel en el que se asientan, causando dolor en el pulgar”.

 

“La articulación del pulgar no debe moverse rápidamente ni de manera repetitiva”, explicó la Dra. Shari Liberman, cirujana ortopédica del Hospital Houston Methodist. Desde la tendinitis hasta el pulgar en gatillo, los cirujanos ortopédicos han estado diagnosticando problemas con el pulgar durante décadas. Las lesiones por estrés repetitivo que causan dolor en el pulgar se denominan más formalmente tenosinovitis de Quervain.

 

El Dr. Jafarnia explicó que, “el dolor del pulgar por enviar mensajes de texto está presente principalmente cuando la muñeca se flexiona o gira, así como cuando se forma un puño o se agarra”.

 

“También puede haber dolor cuando se aplica presión directa en el área. Si esto te suena familiar, es hora de ver a un especialista en ortopedia que pueda determinar si tienes tenosinovitis de Quervain, así como su grado de gravedad”, agregó el experto.

 

Mejor atender que minimizar

Una lesión por estrés repetitivo, como enviar mensajes de texto con el pulgar, generalmente se puede tratar de manera conservadora, por ello la Dra. Liberman sugiere que se “limiten los mensajes de texto, ya que es bueno dejar descansar los pulgares. Usar mejor las opciones para mandar audios, o usar utilizar un aparato ortopédico para proteger el pulgar. Los casos graves de tenosinovitis de Quervain pueden requerir inyecciones de esteroides, siempre supervisadas por un médico, pero si la afección persiste a pesar de las inyecciones de esteroides, se puede necesitar una cirugía para liberar la presión en el compartimento de los tendones y evitar daños permanentes”.

 

* Ubicado en el Centro Médico de Texas, el Houston Methodist Hospital es considerado como el número uno en el estado de Texas y en la ciudad de Houston por la prestigiosa revista U.S. News & World Report. Reconocido a nivel mundial por su investigación médica de vanguardia, por la atención y cuidado a sus pacientes y por sus áreas de alta especialidad. Mayor información y contacto para medios de comunicación: http://www.houstonmethodist.org/for-patients/international-patients/ Síguelos en: https://www.facebook.com/houstonmethodist y en https://twitter.com/MethodistHosp

 

 

 

 

Los comentarios están cerrados.