Tips para cuidar tu salud y la de tu familia

¿Duermes menos de seis horas al día? ¿No te rinde el tiempo para realizar todas tus actividades? ¿Te has visto en la necesidad de pedir comida porque se te hizo tarde? Si respondiste sí a estas preguntas, probablemente eres madre o padre de familia y no tienes tiempo para descansar, relajarte o pasar un tiempo con tus personas favoritas.

El estrés es un problema real y en consecuencia tendemos a descuidarnos y dejar de lado nuestra salud; sin embargo, para cuidar a los que más quieres, debes empezar por ti. Sigue estos pequeños consejos.

#1 ¡Hidrátate! Además de eliminar toxinas del cuerpo, el agua también mantiene la piel joven y flexible, mantiene sanas las articulaciones y te da energía para rendir mejor. ¿Ni a ti ni a tus hijos les gusta el agua simple? ¡Opta por una deliciosa agua de fruta endulzada con Splenda Naturals Stevia! Una deliciosa alternativa para sustituir el azúcar con ingredientes de origen 100% natural y Stevia para disminuir las calorías que consumen tú y tu familia.

 

#2 Haz cinco comidas al día. Es indispensable no saltarse las tres comidas principales; pero, a veces el tiempo que transcurre entre desayuno y comida o comida y cena es muy largo y hasta nos podemos poner de malas por no comer; esta es la razón por la cual se habla de realizar cinco comidas al día. Opta por snacks como puñito de nueces, almendras y arándanos, un paquetito de tostadas deshidratadas, un smoothie para la media mañana. Algo que complemente tu día, ¡sin mucha complicación!

#3 Incluye frutas y verduras. Tanto para niños como para adultos, ¡las frutas y verduras son indispensables! Aumenta tu ingesta de estos alimentos incluyéndolos en las tres comidas principales.

#4 Dile adiós al exceso de azúcar. El azúcar no es malo, pero su consumo en exceso puede causar enfermedades tanto en niños como en adultos. El azúcar viene incluido en productos como la leche, cereales, refrescos, comida rápida, ¡y a veces ni siquiera nos damos cuenta de que la consumimos! Al disminuir nuestra ingesta de azúcar notaremos cambios como: el cuerpo deja de pedir azúcar, tendrás más energía, disminuyen las posibilidades de enfermedades y ¡estarás más hidratada! Existen diferentes opciones en el mercado, para disminuir tu consumo y el de tu familia, como Splenda Azúcar Blend, endulzante elaborado con azúcar y stevia, lo que hace esta combinación no solo deliciosa, sino que brinda el doble del dulzor en comparación con el azúcar normal, por lo que usas solo la mitad, logrando una reducción del 50% de las calorías. Splenda con Stevia, si buscas cuidarte de una forma más natural, este es el producto adecuado para ti, ya que está hecho con Stevia. Y Splenda Original, si te encanta lo dulce y disfrutarlo todos los días, tiene el mismo delicioso sabor de siempre, ¡y el más recomendado por profesionales de la salud! El único endulzante recomendado por la Asociación Mexicana de Pediatría.

#5 ¡Muévete! Una buena opción es Jugar con tus hijos e impulsarlos a realizar actividad física ayudará a que oxigenen su cuerpo y su cerebro, ¡y les ayudará a liberar endorfinas, las cuales mejorarán su autoestima, los relajarán y evitará problemas de salud a futuro!

 

#6 Duerme suficiente ¿Sabías que dormir entre 7 y 8 horas diarias reduce las posibilidades de enfermedades crónicas? Así que a la hora de acostar a los niños aprovecha para descansar. ¡Todos a la cama al mismo tiempo!

#7 Regala una sonrisa. Está científicamente comprobado que sonreír libera endorfinas, serotonina y otros analgésicos naturales que produce nuestro cuerpo, reduciendo así los niveles hormonales que producen el estrés. Así mismo, quien recibe una sonrisa de tu parte percibe calidez, armonía y tranquilidad, así que ¡no esperes para ponerlo en práctica!

 

Paso a pasito, con cambios pequeños, tu salud y la de tu familia se verá beneficiada, ¡no esperes más para cuidarte!

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *