10 años después, ¡un bebé!

Si han pasado varios años desde la primera vez que la cigüeña tuvo su arribo, la oleada de emociones quizá no les permita ver, en su justa dimensión, las reacciones de los integrantes de la familia, por lo que será importante generar un ambiente adecuado para que su hijo o hijos, reciban de excelente forma la noticia y ustedes vivan el proceso sin algún tipo de aprietos.

Jenifer Linda Salinas, maestra en Ciencias y psicóloga de los Centros de Desarrollo Infantil (CENDI) explica que es muy importante el modo en el que se comunique la noticia a los miembros de la familia para lograr fortalecer el vínculo entre los hermanos y con esto lograr que la marcada diferencia de edad no se convierta un elemento en contra, así como tener presente que ustedes pueden experimentar emociones variadas respecto al nuevo hecho.

FIANCEE-BODAS-MARZ-PAREJA-10-ANIOS-DESPUES-UN-BEBE-02

Con el fin de ahuyentar falsas ideas alrededor del tema, la especialista responde algunas dudas frecuentes respecto al momento de compartir la noticia, además de su propio proceso de adaptación.

 

1. ¿Cómo se le comunica la noticia al hijo?

Necesita saber que el cuidado del bebé es responsabilidad de sus padres y que su nacimiento, si bien es cierto que modificara la dinámica familiar, en nada cambia el amor que tienen por él. Es preciso que le brinden la seriedad que amerita el momento y que transmitan su interés de escuchar sus inquietudes, emociones y pensamientos.

 FIANCEE-BODAS-MARZ-PAREJA-10-ANIOS-DESPUES-UN-BEBE-07

2. ¿Cómo evitar que los hijos se sientan desplazados?

La clave está en que se organicen con los tiempos de forma que ambos convivan con él o ellos, además de evitar a toda costa:

FIANCEE-BODAS-MARZ-PAREJA-10-ANIOS-DESPUES-UN-BEBE-04

  • Prometer lo que no vayan a cumplir.
  • No respetar su espacio, es decir, su tiempo a solas, así como  juguetes, ropa y pertenencias.
  • Imponer responsabilidades hacia el hermano, las cuales están fuera de su competencia por edad.
  • Que uno o ambos, se aíslen debido a la demanda de atención del recién nacido.
  • Ser impaciente con los hijos en caso que muestren rechazo o celos, y por el contrario brindarle afecto.

3. ¿Cuáles son algunos problemas frecuentes en este tipo de situación?

Que por comodidad cedan responsabilidades del cuidado de alguno de los hijos o, bien, que el mayor asuma compromisos hacia el menor que no le corresponden. Otra situación es que los papás no sean equitativos en la distribución del dinero, tiempo, atención y amor entre los pequeños. Por lo que es muy importante que hagan un esfuerzo para hacer sentir a cada uno de sus hijos que son valiosos y amados.

FIANCEE-BODAS-MARZ-PAREJA-10-ANIOS-DESPUES-UN-BEBE-05 

4.  Los padres no están al margen del cambio ¿qué puede pasar con ellos?

En ocasiones sucede que el padre, aunque se sienta feliz por la llegada, debido a todos los cuidados que requiere el recién nacido por parte de su madre, se siente desplazado. En el caso de la madre, es sustancial que tenga presente su estado emocional y lo cuide, ya que ella vive un proceso de adaptación respecto a su maternidad, además de un periodo de exigencia física para lograr su recuperación.

 FIANCEE-BODAS-MARZ-PAREJA-10-ANIOS-DESPUES-UN-BEBE-06

Cada hijo es distinto y con la llegada de un nuevo integrante, la composición familiar cambia, por lo que mi consejo es que los padres vivan el nuevo escenario familiar con la certeza de que la comunicación y comprensión son elementos básicos para que todos vivan con alegría esta nueva etapa.

Para leer

Ejercer de madre: superar los nueve desafíos de la maternidad

Autor: Valerie Davis Raskin

Editorial EDEBE

* Natalia Bojorge, contáctala en www.sermexico.org.mx [email protected] Fotografía: www.sxc.hu

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *