The legend of 1900 (1998)

El naufragio del RMS Titanic es el mayor desastre en la historia náutica. El barco más grande y lujoso del mundo, hasta ese momento, se hundió en su viaje inaugural ocasionando la muerte a más de 1,500 personas. La referencia es solo el pretexto para hacer algunos comentarios esta semana.

El primero nos ocupa en hablar de la película The legend of 1900, dirigida por el italiano Guiseppe Tornatore, a quien recordamos por la obra maestra Cinema Paradiso. 1900 —como también se le conoce—, es la historia de Danny Boodmann T. D. Lemon Nineteen Hundred ‘1900’ (Tim Roth), un niño que nace abordo del barco RMS Virginian y a quien abandonan sobre un piano; Danny Boodmann (interpretado por Bill Nunn) lo encuentra y se convierte en su padre adoptivo, lo cuida y lo bautiza con el nombre de Nineteen Hundred ya que es el primer mes del siglo XX. El niño empieza a trabajar en el cuarto de máquinas, pero después descubren su talento musical para tocar el piano y con el tiempo se convierte en el pianista de abordo.

La historia de Nineteen Hundred la cuenta Max Conn Tooney (Pruitt Taylor Vince) quien va a vender su trompeta a una tienda de artículos de segunda y es ahí donde escucha una melodía que reconoce de inmediato —única grabación en acetato de Nineteen Hundred hecha en el barco—. Tooney pregunta al vendedor de dónde salió la grabaciónn, le explican que venía con un piano del MSR Virginian que están a punto de demoler
porque ya cumplió con su vida útil. Max sabe que dentro del barco está Nineteen Hundred, él prometió que jamás pisaría tierra: nació en el Virginian y va morir en él.

Con una serie de flash back, Max va contando la historia de Nineteen Hundred, su pasión por improvisar música a partir de las escenas cotidianas que ve en el barco, los momentos que comparte con aristócratas e inmigrantes, el amor por una bella pasajera, el duelo con Jelly Roll Morton, quien se consideraba el inventor del jazz y viaja en el Virginian solo para conocerlo. Desde mi punto de vista, la actuación del señor Roth es genial, al igual que la dirección de Tornatore. The legend of 1900 es una película imprescindible.

Un segundo comentario es para el libro “La carta esférica” del español Arturo Pérez-Reverte, quien atrapa al lector con una novela llena de aventura, traición y misterio. Coy, un marino sin barco, se va a embarcar en una de las aventuras que nunca imaginó, al lado de Tánger Soto, una atractiva mujer que está en busca del contenido de un barco que naufragó en el mediterráneo. Dos son las cosas que me gustan de esta novela: uno, el personaje femenino que considero muy completo, interesante y hasta cierto punto enigmático, y dos, el amplio conocimiento del universo náutico que Pérez-Reverte imprime en la novela.

En fin, ya que empezamos a hablar de un naufragio, el último comentario —que no es menos importante—, es para recomendar que escuchen una y otra vez y otra vez el disco “La orquesta del Titanic” de Serrat y Sabina. Yo sé que no es necesario que los recomiende, ellos tiene gran fama por la calidad de su obra artística; considero necesario reconocer que el espectáculo “Dos pájaros contraatacan” es un verdadero placer y deleite, porque ellos se entregan en su totalidad para complacer a su público, que ovaciona cada una de las rolas que interpretan.

Espero mantenerme siempre a flote y no naufragar en este mundo turbulento.

* Tomás Alatriste, contáctalo en [email protected]

FICHA TÉCNICA

Título: The legend of 1900

País / año: Italia, Estados Unidos, 1998

Director: Giuseppe Tornatore

Reparto: Tim Roth, Pruitt Taylor Vince y Bill Nun

Género: drama

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *