Vive el éxito en pareja

En la vida de pareja, tener claras las propias cualidades y talentos será fundamental para mantener una autoestima sana.

A veces pensamos que la manera más sencilla de vivir en armonía dentro de una relación, es cuando la vida nos premia con lo que conocemos como éxito, ya sea en el aspecto personal o profesional; lamentablemente, cuando no estamos preparados para recibirlo, lejos de ser un motivo de tranquilidad se convierte en un problema que muchas veces resulta difícil de controlar.

¿Tiene un mejor puesto?
Cuando el éxito llega en el plano laboral, pero no el propio sino en el de la pareja, la situación puede vestirse de frustración si aspectos como el tiempo, el cuidado del hogar o incluso el nivel de estudios impiden al otro aspirar a un mejor puesto jerárquico dentro de la empresa en la cual se emplea, situación que, por supuesto, se verá reflejada en el salario, que es, quizá por mucho, superado por el del cónyuge.

“En el ámbito laboral es común que el éxito esté relacionado a los múltiples compromisos, los horarios extremos, a que el tiempo destinado a la familia tenga que alterarse repentinamente por llamadas o citas de trabajo y esto puede generar cierto disgusto en la pareja, en este caso la mujer, porque de alguna forma se siente desplazada. También es un hecho que al haber una mejora económica en el bolsillo del esposo, extrañamente sea motivo de disgusto. Lo importante en estos casos es aprender a ponerle nombre a los sentimientos, ya que ocurre que se confunde con celos, cuando lo que hace falta es que ella le dé un peso justo a sus propios logros, los comparta y se sienta orgullosa de ellos, pues en esta medida podrán impulsarse mutuamente y darle fuerza a su relación”, explica el psicólogo Luis Escorcia, catedrático de la Facultad de Psicología de la FES Zaragoza de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

¿Celos?
“Cuando se identifica que el sentimiento que se experimenta es de celos, el trabajo a realizar es un poco más profundo, ya que se debe enfocar a la autoestima y para esto es necesario hacer un análisis de la propia vida. Por ejemplo, hay algunas mujeres que piensan que el éxito está fuera de casa y que sólo quienes tienen una carrera profesional o generan sus propios recursos económicos, son los únicos que tienen acceso a él. Sin embargo, estar a cargo de un hogar es también una fuente viva de logros, de satisfacciones y de crecimiento, no obstante, cuando no hay consciencia de ello y, por el contrario, existe un sentimiento de frustración por no poder desenvolverse en el área que le resulta atractiva, difícilmente se podrá valorar de esta manera”, afirma el especialista.

Si existe la inquietud por incorporarse a la fuerza económicamente activa, hay que plantearlo con seriedad, sin temores, dejando de lado algunos mitos como que la edad, el estado civil o los hijos son obstáculos para conseguir un empleo ya que básicamente este logro dependerá de que se realice la búsqueda correcta y del entusiasmo que se imprima a su objetivo.

¡A ser feliz!
“En el momento en que una persona se siente conforme con lo que realiza es capaz de valorar sus capacidades y explotarlas al máximo, porque los logros y el cumplimiento de metas se hace presente y con ello fortalece su autoestima. Otra forma de lograrlo es generando objetivos propios, es decir, no hay que depender de los éxitos ajenos, aún cuando se trate de la pareja o de los hijos, cada persona debe tener sus propios ideales y esforzarse por hacerlos realidad. Esta es la mejor manera de acompañarse en pareja, de encontrar el crecimiento y crear lazos de unión”, señala el catedrático.

La autoestima es un valor vital en todos los aspectos de la vida, ya que representa la posibilidad de creer en uno mismo y de reconocer las capacidades de los demás, sin mayor sentimiento que la felicidad de ver que cualquier persona es capaz de llegar tan lejos como se lo proponga, en tanto inyecte de esfuerzo, perseverancia y amor cada uno de sus sueños.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *