Turismo Alternativo en Zonas Indígenas

¿Te gustan las aventuras? En México existen una gran cantidad de sitios que, además de divertirte, te arrancarán suspiros.

Cuando planeamos salir de viaje y conocer lugares, casi
nunca pensamos en explorar alternativas nuevas. Sin embargo, existen muchos
destinos atractivos que se sitúan en lugares habitados por pueblos indígenas,
cuya finalidad es promover el contacto con la naturaleza y las culturas
autóctonas.

 

En las últimas décadas, a nivel mundial, diversos grupos de
personas preocupados por la situación de deterioro de los recursos naturales y
los problemas de pobreza, han propuesto una manera distinta de hacer turismo,
que altere lo menos posible el medio ambiente.

 

La responsable del Programa Turismo Alternativo en Zonas
Indígenas de la Comisión Nacional para el desarrollo de los Pueblos Indígenas
(CDI), licenciada María Eugenia Espinosa Hernández, señala que esto incluye
cuidar la flora y fauna silvestre, así como las costumbres de las culturas
locales, quienes gracias a su manera de vivir, han sido respetuosos de su
entorno natural sin agotarlo.

 

El Programa de la CDI tiene cobertura nacional y atiende
prioritariamente a los 871 municipios indígenas, apoyándolos en el desarrollo
de sus iniciativas.

 

Su objetivo, de acuerdo con Espinosa Hernández, es revertir
la tendencia del turismo convencional, mediante la promoción de las actividades
tradicionales de los pueblos, motivo de interés para el visitante y de
recuperación de sus propios valores simbólicos para la comunidad.

 

“También significa, para los residentes de esas regiones, la
creación de empleos complementarios a sus labores del sector primario, el
aumento de sus ingresos económicos y un impulso a la manufactura artesanal”,
refiere la titular del Programa.

 

Expone que entre los elementos que han posibilitado las
condiciones para impulsar estos proyectos se encuentran: “el trabajo colectivo
organizado, la existencia de un patrimonio cultural en los centros
ecoturísticos y el interés solidario para la convivencia con los operadores
indígenas, dueños de estos sitios”.

 

El director del Programa Fomento y Desarrollo de las
Culturas Indígenas del CDI, Enrique Torres Aguilera, menciona que para un
viajero que busca alejarse de su habitual forma de vida por un tiempo, ésta es
una excelente opción, pues además de que vive una experiencia única e
inolvidable, ayuda a que los pobladores locales participen en conservar estos
espacios y se vean beneficiados de algún modo.

 

“Es importante que la gente que decida visitar estos lugares
esté consciente, desde su llegada, del respeto que debe tener hacia los
habitantes de la zona y a los recursos naturales con los que va a tener
contacto.”

 

Las ventajas de apoyar el turismo alternativo son infinitas.
La oportunidad de conocer más sobre nuestro país y apoyar a nuestra gente está
en tus manos.              

                            

       

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *